• ¿Quién resuelve los problemas visuales en los niños?

Problemas visuales terapia visual

En la gran mayoría de los casos que me he encontrado en mis exámenes visuales optométricos, son denominadores comunes dos cosas:

  • El desconocimiento o la falta de información de los padres sobre a qué especialista deben acudir cuando su hijo tiene un problema visual o cuál es la mejor solución para su problema
  • El sentimiento de culpa o desasosiego que toda la situación les crea.

¿Por qué? Las causas, principalmente, también son dos:

  • Nuestra profesión es ampliamente desconocida por el “gran público”
  • Los profesionales en salud visual que, o bien por desconocimiento o bien por ideas cimentadas en el pasado, no derivan a nuestras consultas los casos que ellos no pueden resolver.

En una amplia mayoría de los casos, va a ser el pediatra quien, si detecta algún problema visual (que por entonces ya será algo evidente), recomiende a los padres que pidan cita con el oftalmólogo o, en raras ocasiones, les dicen que también pueden ir a un óptico o un optometrista.

Y digo yo: ¿y si cuando el pediatra detecta el problema es porque ya es algo más grave? O, peor aún ¿y si no lo detectan? Los pediatras son grandes profesionales, pero no especialistas en exámenes visuales.

No se me olvidará cuando un día, casi de casualidad, hice un examen visual a un niño de casi 8 años y descubrimos, tanto su madre como yo, que tenía una visión casi nula por uno de los dos ojos, y digo “casi” porque lograba un 10% con un montón de dioptrías.

La pobre madre, además de aterrada, tenía un gran sentimiento de culpabilidad y tristeza por no haberlo sabido ver antes, pero ¿cómo hacerlo? El niño no se quejaba, ni lo hará porque piensa que todos ven como él y, aunque parezca algo evidente, pensemos: ¿cuántos padres piden a sus hijos que se tapen un ojo para ver qué tal ven con el otro? Según íbamos hablando de signos que podría haber notado en esos casi 8 años, ella misma se iba contestando y dando explicación a muchas cosas, como, por ejemplo, que se solía tropezar con objetos más que evidentes, como una farola, y no sólo una vez, sino muchas…

Cuanto antes se detecte un problema visual, mejor pronóstico tendrá, como casi cualquier problema…Si el pediatra nos recomienda que pidamos cita al oftalmólogo, nos dan cita para que lo vea en 6, 7 meses, con lo cual, si ya era tarde antes, esto es peor. Ocurren entonces dos cosas:

  • Vamos a un oftalmólogo privado si nuestros recursos lo permiten
  • Hasta entonces, acudimos a una óptica, que es gratis, a que nos echen un vistazo al niño porque así por lo menos alguien le ha visto. Aun así, los ópticos no son médicos y las ópticas no dejan de ser tiendas, por lo que tampoco nos fiamos demasiado de lo que nos dicen, no sea que el médico, que es el que sabe, nos diga lo contrario y en la óptica nos vendan algo que no necesitamos…

La triste realidad es que en demasiadas ocasiones ambas opciones son insuficientes. Cabe decir que, por un lado, es imprescindible una primera visita al oftalmólogo para descartar cualquier tipo de patología y, por otro lado, un óptico realizará la llamada “graduación de la vista” de la mejor manera posible, de manera totalmente profesional y con la mejor de las intenciones en ambos casos.

La “graduación de la vista”, en la amplia mayoría de estos casos, se reduce a una medida de la vista en distancias de lejos y cerca; en algunos casos, incluso sólo de lejos. Si nuestro hijo tiene un problema de rendimiento visual, lectura, fusión, enfoque, etc. puede pasar desapercibido con estas revisiones porque puede tener todos estos problemas y una vista del 100% al mismo tiempo.

¿Cómo saber si es capaz de poner en juego – y poder mantenerlas en el tiempo que dure la actividad – las habilidades visuales necesarias si solamente valoramos si ve o no una letra pequeña a una distancia de 3m o 40 cm? Es insuficiente.

Un optometrista especializado en el desarrollo y el comportamiento es el profesional que realizará un examen visual completo para evaluar todas las habilidades visuales que nuestros hijos tienen que poner en juego durante prácticamente todos los días porque no tiene que olvidársenos que el 100% de las tareas que realizan los niños en edad escolar son visuales.

2 pensamientos en “¿Quién resuelve los problemas visuales en los niños?

  1. Luis Mero Velez

    Javier un gusto poder saludarte y contactarme contigo, soy un investigador infatigable de los problemas visuales,estoy muy comprometido con esta causa,los problemas visuales en el mundo aumentan,y a menos que haya una conciencia mundial de la comunidad al cuidado de la salud visual podemos ayudar en alguna medida a nuestra población, estoy desarrollando una herramienta practica para determinar el alcance de los campos visuales,y los grados de la visión periférica,los científicos han construido muchas maquinas costosas que han contribuido muy poco a detener un problema en constante aumento,quizas resulte como una voz en un desierto,pero alguien tiene que poner una voz de alerta en el mundo, soy un humilde hombre que veo con gran preocupación como los problemas de visión están afectando a nuestra población mundial, te hago este comrntario y siembro en ti una semilla de esperanza de ayudar a nuestros pueblos, con afecto te dejo un saludo muy calido ATT.Luis Mero

    Responder
    1. javiervisus Autor

      Gracias Luis.
      Antes de nada, perdona la demora en contestar. Un problema familiar y mucho trabajo tienen la culpa…
      Sigo trabajando para tratar de hacer ver, nunca mejor dicho 😉

      Responder

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *